El Gobierno decidió dar macha atrás y, finalmente, volverá a tomar las pruebas Aprender este año. En 2020 ya se había suspendido la evaluación por la falta de presencialidad en las aulas y el plan inicial era también volver a postergar esta edición. Sin embargo, el ministro de Educación Nicolás Trotta les presentó a sus pares provinciales un programa de evaluación que contempla la medición de aprendizajes en todas las escuelas y la resolución se aprobó hoy por la mañana por unanimidad.

La decisión llamó la atención de algunos ministros provinciales. Hasta los últimos días, la iniciativa oficial proponía aplazar otra vez la evaluación censal (a todas las escuelas) para 2022 y, en su lugar, tomar una prueba muestral a tan solo una selección de colegios.

Con el cambio de planes, todas las jurisdicciones votaron a favor en la sesión del Consejo Federal de Educación que se está desarrollando en este momento. Incluso la Ciudad de Buenos Aires, Mendoza y Córdoba, cuyas autoridades habían cuestionado la primera intención del gobierno nacional, dieron el visto bueno a la resolución.

Con el plan de evaluación aprobado, en diciembre de este año se aplicará la prueba de aprendizajes en matemática y lengua a los alumnos de sexto grado de todas las primarias del país. Del mismo modo, se complementaría con un test muestral para conocer cómo aprendieron en estos dos años de pandemia.

“La pandemia generó circunstancias excepcionales para el funcionamiento del sistema educativo. Vamos a profundizar la implementación de evaluaciones con una mirada integral, que considere y articule información sobre las distintas dimensiones de la educación. Esta evidencia es clave para definir políticas educativas que permitan asegurar el aprendizaje a todas las chicas y chicos”, sostuvo Trotta. Y agregó: “La información es un insumo clave para construir mejores políticas que permitan cumplir con el derecho a la educación de cada estudiante del país”.

La última prueba fue la que se realizó en secundaria en 2019. Allí los resultados fueron contundentes: el 72% de los alumnos termina el colegio sin saber lo suficiente en matemática y casi un 40% de los chicos tiene dificultades en lengua.

Y esas cifras son pre-pandemia. En las próximas evaluaciones se reflejará el impacto que tuvo la prolonga suspensión de las clases presenciales durante casi todo 2020 y parte de 2021.

Compartir

COMENTARIOS